La marca de vodka de origen sueco se apropió de la red digital de Duty-Free en terminales del Aeropuerto Changi de Singapur y el Aeropuerto de Frankfurt implementando un estrategia de marketing enfocada en medios OOH para hacer el lanzamiento de la botella de edición limitada “Mundo Absolut”, diseñada para expresar la celebración de la unidad global.

Global selfie es el nombre de la campaña publicitaria que invita a los viajeros a compartir sus fotos con recomendaciones de lugares para visitar, para ir a comer y para reunirse con amigos en Singapur, los cualés son mostrados como contenido dinámico junto con los datos de vuelos e información propia del Aeropuerto a los viajeros que se dirigen desde Frankfurt hacia Singapur.

Como resultado de esta campaña, Absolut logró conectar con éxito a una comunidad global a través de la publicidad exterior con el intercambio de información y consejos de viaje entre su audiencia.